FacebooktwitterlinkedinmailFacebooktwitterlinkedinmail

La importancia de conocer y gestionar el aumento de la demanda

Las grandes metrópolis se encuentran en una situación clave pues deben asegurar un transporte público eficiente y sostenible a sus habitantes. El 53% de la población mundial ya vive en zonas urbanas y se espera que dicha cifra suba hasta el 67% en 2050. Es por ello que la movilidad en vehículo privado es cada día más inviable por la congestión de accesos de la ciudad que genera.

La Autoritat del Transport Metropolità declara que en Barcelona, cada día 362.325 personas entran y salen de la ciudad en transporte público. Esta cifra sigue creciendo y sus autoridades y operadores deben poner sus esfuerzos en evitar la saturación.

La ciudad condal registró en 2018 un total de 710 millones de viajeros en su transporte público, un 4% más que el año anterior, que sumado a los últimos 5 años representa un 13% de crecimiento acumulado.

El director de movilidad y transporte del Área Metropolitana de Barcelona, Joan Maria Bigas, declara que “este aumento de usuarios no sólo obliga a mejorar el servicio, sino que es necesario hacer algo más”.

De esta forma, llegamos a la pregunta esencial para dichas autoridades y operadores:

¿Cómo se puede mejorar la calidad del transporte público?

El primer paso es conocer la demanda. Para ello, es necesario tener la información real de necesidades de los pasajeros. Disponer de un sistema de conteo automático de pasajeros  y análisis de trayectos, como el de Counterest, permitirá a los gestores mejorar la calidad del servicio a través de dos pilares fundamentales:

Por un lado, el departamento de operaciones puede monitorear las líneas en tiempo real y conocer cuáles están más estresadas para enviar refuerzos y minimizar el tiempo de reacción. También pueden controlar las aglomeraciones y medir el fraude.

Por otro lado, los responsables de planificación pueden usar los datos para alimentar sus modelos predictivos, así pudiendo ajustar la flota según la fluctuación de pasajeros, además de poder simular cambios de ruta. También permite cruzar los datos con otras fuentes como la meteorología, la agenda de la ciudad o la época del año, para ver cómo afectan a la demanda o poder establecer predicciones más precisas.

Nuestra solución Passenger Analytics también ofrece la matriz Origen-Destino interurbana y intermodal. Sigue las rutas de los pasajeros entre medios de transporte y localidades y traza sus desplazamientos en el mapa. Dicha matriz aporta la información clave para tomar decisiones para optimizar sus tiempos de viaje y mejorar la calidad de servicio.

Como hemos visto, con los datos correctos se puede reducir la saturación del transporte público. Es por ello que la analítica de pasajeros resulta vital para el futuro, no tan sólo de la movilidad, sino de las Smart Cities.

Según UITP, el 62% de autoridades de transporte público ya están involucrados en proyectos de Inteligencia Artificial para una movilidad más sostenible. El próximo día 10 de abril a las 17h estaremos en la Jornada Catalana de la Mobilitat 2019 explicando más sobre cómo el Deep Learning va a revolucionar la movilidad urbana.

Si estás interesado en asistir o en agendar una reunión, puedes enviar un correo a info@counterest.com